Decálogo: Cómo cruzar seguro un paso de peatones

1>No cruces por cualquier sitio. Busca siempre el paso de peatones, aunque tengas que andar un poco más.

2>Antes de dar el primer paso, asómate ligeramente y déjate ver, pero parado, que el conductor note que es esa en la dirección que quieres ir.

3>Antes de cruzar hazte notar y asegúrate de que te han visto. Haz incluso una señal al conductor para que pare.

4>Es imprescindible que antes de que empieces a cruzar te fijes que el conductor, al menos, esté disminuyendo la velocidad.

5>Si vas empujando una silla de niño, por favor, no te asomes a la calzada para ver si viene algún coche con la silla del niño por delante. Pones en peligro la vida del menor.

6>Cuando vayas a cruzar un paso de peatones, olvídate de mandar mensajes por el móvil. Hay que prestar atención al tráfico y al resto de peatones.

7>No cruces hasta que el coche no se haya parado. No arriesgues. El conductor puede cometer un error en el último momento.

8>Si vas haciendo running, vas en patines, monopatín, patinete, etc… detente. El paso de cebra hay que tomárselo como un stop, tanto para peatones como para conductores.

9>Lo mismo pasa si vas en bicicleta. La bicicleta está considerada como un vehículo y su uso por la acera no está permitido. Por tanto, si vas en bici no tienes la prioridad en el paso de peatones. Así, debes bajarte de la bici y pasar andando. Excepto si se cruza por un carril bici debidamente señalizado.

10>Y si se trata de una calle de doble sentido de circulación, es necesario que te asegures de que has mirado bien a los vehículos que circulan en ambos sentidos. Para estar seguros debes mirar al menos tres veces: primero izquierda, luego derecha y luego otra vez a tu izquierda.